Noticias

4 tips para hacer una carta de presentación

           Autor: Camila Siqueira
Fuente: Shutterstock
Si bien el Currículum Vitae es el documento por excelencia para resumir tu historia profesional y académica a la hora de buscar empleo, añadir otros elementos puede impulsar tu candidatura sobre la del resto. En este sentido la carta de presentación puede resultar una excelente herramienta para complementar tu CV. Chequea a continuación 4 tips a tener en cuenta a la hora de realizar una carta de presentación.


Para destacar entre los cientos de currículums que reciben los responsables de Recursos Humanos deberás hacerte notar; y una carta de presentación puede ayudarte en este propósito. ¿Pero cómo escribir una carta de presentación? Sigue los pasos básicos a continuación.


4 tips para hacer una carta de presentación


1 – Personaliza la carta


Debes personalizar tu carta de presentación dirigiéndola a la persona responsable de contratación o por lo menos al departamento de RR.HH.; por lo que olvídate de cartas estándar que podrías enviar a cualquier empleo por igual.


2 – Si no tienes experiencia…

Si aún eres estudiante o recién graduado sin experiencia laboral, debes hacerte notar de todas formas; y como quizás tu CV esté un poco escueto, la carta de presentación es una herramienta ideal para explicar tus motivaciones e intereses. Si aún eres estudiante, destaca los logros académicos que hayas conseguido: aprovecha todos los que tengas disponibles para llamar la atención del reclutador.


3 – Fíjate qué tipo de carta debes enviar

Básicamente existen dos tipos de cartas de presentación: las que responden a un anuncio de empleo concreto y las de auto candidatura.

La primera se envía en respuesta a un anuncio que has visto, especificando que estás interesado en el puesto y aprovechando la descripción del mismo para ajustar tu perfil al puesto.

El segundo tipo de carta, la de auto candidatura, la enviarás junto al CV a las empresas de tu interés aunque no haya una oferta de empleo concreta; con el objetivo de quedar en la base de datos para las futuras oportunidades.

En ambos tipos de carta seguirás el mismo estilo y perseguirás los mismos objetivos, describiendo tus intereses, aptitudes y todo lo que puedas destacar para convencer de que eres el candidato ideal.


4 – Extensión de la carta y otros aspectos de estructura


Como regla inquebrantable, una carta de presentación debe ser breve, ya que como mencionamos, los reclutadores reciben cientos de solicitudes de empleo y no tienen tiempo para leer “ensayos” de por qué cada uno es el candidato ideal. Sin embargo si tu redacción es breve pero logra dar en el punto de interés del receptor, tendrás más posibilidades de que te contraten. ¿Cuánto es breve? Bueno, lo ideal es entre dos a tres párrafos, pero jamás más de una carilla.


Además el tono de tu carta debe ser formal, pero no exagerando esta formalidad: si bien no debes tomar una confianza que no tienes con quien no conoces, tampoco debes actuar “como una maquina” tratando al destinatario con demasiada pomposidad. Busca el punto justo que en general, está en el medio.


Finalmente, no olvides firmar la carta e incluir la fecha y tu correo electrónico. Aunque la hayas enviado anexada al CV los documentos pueden “extraviarse” entre sí, y seguramente quieras ahorrarle el trabajo a tu posible empleador de buscar tus datos de contacto en otro sitio.


Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.